Mi foto
Los Huéspedes Felices llevan explorando los territorios Folk-Rock-Psychedelicos desde hace dos décadas; incansables en su búsqueda, a pesar de los múltiples cambios de formación a lo largo de los años, han seguido cuidando de sus pocos pero incondicionales fans a base de pequeñas colecciones de canciones con las que, de cuando en cuando, les sorprenden.

sábado, abril 12, 2014

UN, DOS, TRES...AL ESCONDITE INGLÉS (Las cosas que no vemos, Clifford Records 2013)

Un, dos, tres...Al escondite inglés

Cuenta Alberto que compuso “Un, dos, tres…” a los pocos días de aceptar el puesto de bajista en Los Huéspedes Felices como  primera contribución a la causa y fuimos trabajando en ella con la mente puesta en lo que vendría después, ya que en ese momento, para el Ep Mi reflejo optamos por “Días perfectos”; por otro lado, teníamos una instrumental a la que habíamos empezado a darle vueltas poco antes de su llegada al grupo (aka “Instro. Nº2” o “SuzySusitar” dependiendo del momento)  y que no teníamos muy claro que hacer con ella. Un día, ensayando canciones para el nuevo disco alguien sugirió enlazarlas a ver que pasaba y… todo encajó. Así dimos con uno de nuestros momentos favoritos de los conciertos y porqué no decirlo, de Las cosas que no vemos.

miércoles, abril 02, 2014

CURIOSIDADES


Este es el cartel del único concierto que dimos como The Tarek Aziz Psychedelic Band, el 19 de Julio de 2003 en el Rock Club de Ourense... aunque hubiera sido mejor no haberlo perpetrado ya que ha pasado a la memoria Feliciana como el peor concierto –con mucha diferencia- que dimos jamás ¡incluso peor que nuestro debut diez años antes!. Las razones para tal debacle fueron varias, pero obviamente  y sobre todo, la falta de ensayos. Como ya hemos mencionado en alguna ocasión, desde el año 99 los veranos eran periodos obligatorios de inactividad (de hecho hasta el año 2012 éste fue el único concierto que dimos en temporada estival) así que la cosa como no podía ser de otro modo nos pilló desprevenidos, pero como la inconsciencia nos hacía apuntarnos a cualquier propuesta aunque ello implicase enterrar un poco más nuestra ya escasa credibilidad como grupo de directo, allí nos fuimos. Las consecuencias a corto plazo fueron no volver a plantearnos tocar en directo en casi tres años salvo por una fugaz aparición como trío acústico en un Feliwinter en otra metedura de pata de la que Dani, inteligentemente, se libró. Pero lo peor sin duda fue el haber ido a una sala como el Rock Club a hacer el ridículo.    

martes, marzo 25, 2014

RELATOS FELICES

    Al hilo de la última entrada de "Tipos normales con guitarras eléctricas" y coincidiendo con que recientemente hemos recuperado unas maquetas que dábamos por perdidas donde, entre otras, se encontraba la primerísima versión de “Brilla”, aprovechamos para seguir repasando la historia Feliciana, en este caso –dato para aquellos que creían que Los Huéspedes Felices estaban ligados a unos determinados nombres- de cómo hace doce años funcionamos prácticamente con la misma formación que hoy en día.
    A finales del año 2001 Sergio se trasladó a vivir a Madrid por motivos laborales lo que nos supuso dos problemas: al obvio de quedarnos sin baterista por tiempo indefinido había que sumarle el hecho de que su casa era nuestro local de ensayo lo que complicaba sobremanera la situación. Casualmente, al mismo tiempo Oscar y Martín se habían quedado sin su bajista y tenían un buen lugar donde ensayar, así que durante el Feliwinter de aquel año firmamos la fusión de ambos proyectos. Como curiosidad, Oscar ya estuvo a punto de formar parte de la banda cuando Fernando dejó su puesto y entró Dani, pues la idea era incorporar al teclista manteniendo dos guitarras pero finalmente en aquel momento a nosotros nos apetecía más probar la formación de cuarteto con guitarra/órgano y Oscar, que había comenzado recientemente con su nuevo grupo, prefería concentrarse en él. Volviendo a nuestro relato, en principio la idea era hacer un híbrido de ambas bandas sin utilizar el nombre de ninguna de ellas –en nuestro caso Los Huéspedes permanecerían en barbecho hasta que pudiésemos organizarnos con Sergio- pero después de un par de ensayos quedó claro que aquello eran Los Huéspedes Felices. Durante ese tiempo comenzamos a trabajar en canciones como “Brilla” -precisamente la que hoy os dejamos aquí-  “13 días”, “Lunes”, “Whitnail y yo”… todas ellas acabarían un año más tarde en “Luz artificial”. También estuvimos en el cartel del Felipop de aquel 2002, pero causas laborales de última hora impidieron nuestra participación; de hecho sólo llegamos a hacer un concierto con esa formación… ¡y Oscar no pudo estar en él!. Tampoco tenemos fotos de aquellos días debido a nuestra alergia al posado, pero basta con que le echéis un vistazo a la portada de “Tipos normales con guitarras eléctricas” (casualmente tomada años más tarde en un breve lapsus temporal en que volvimos a coincidir) para que le pongáis cara a aquella etapa. Luego, poco más de un año después de haberse trasladado, Sergio volvió a casa y tuvimos que decidir entre la lealtad hacia nuestro viejo colega o la practicidad de quedarnos con lo que nos estaba funcionando en ese momento y visto lo ocurrido después, parece que nuestra decisión sólo fue un caro rodeo de tiempo y energías.

BRILLA (maqueta 2002)